jueves, 29 de marzo de 2012

LOS TITULOS, LAS NOTICIAS.. Y LOS PROPALADORES...


En la prensa gráfica, una de las tareas más complicadas, y al mismo tiempo una de las fundamentales en el ejercicio de la comunicación, es la titulación. Los títulos y los elementos que los acompañan y complementan en la página de un diario son una de las puertas de acceso a la lectura de los productos editoriales, por la que se elige entrar a la noticia o seguir de largo, sin otorgar interés.
“Un buen titular debe expresar el contenido del texto a que corresponde y atraer la atención del lector hacia su tema informando sintéticamente sobre el material que encabeza, sin exagerar el énfasis con que la parte noticiosa está concebida”, enseña el Manual de Estilo y Ética Periodística del diario argentino La Nación ( La Nación, 1997, p. 25). Esta definición puede servir como punto de partida.
En esta línea, el Libro de Estilo del diario español El País establece que “los titulares constituyen el principal elemento de una información” y que “sirven para centrar la atención del lector e imponerle su contenido." (  El País, 1982, p. 43.)

Una prueba de cómo se puede manipular la información por medio de los títulos, podemos observarla en la reproducción que se hace de la "Tercera parte de la entrevista Videla":

“Las relaciones con EEUU no fueron carnales, sino maduras” Fuente:  Cambio16.es/not/1441

¿Cómo tituló Perfil la noticia..?
 
"A 36 AÑOS DEL GOLPE
Videla: "Muchos peronistas fueron leales con nuestro gobierno"
En el Día de la Memoria, la Verdad y la Justicia, publican la tercera parte de una estremecedora entrevista al represor. Su "éxito" y los cargos a los otros partidos."
 
Esa misma nota, fue reproducida en otros medios, y muchos, por no tomarse la molestia de leer la nota entera, no haber vivido esos años, por una "memoria selectiva" que les hace "olvidar" otras participaciones civiles en dictaduras, repiten esos títulares, sin el menor análisis. Sin embargo en la entrevista, ¿que dice Videla..?
 
"¿Qué relación mantuvieron con los partidos políticos argentinos de entonces?

-El Proceso de Reorganización Nacional mantuvo la existencia de todos los partidos –inclusive el comunista– pero suspendió la política partidaria. Esta situación se daba por primera vez en la Argentina, donde, por norma, los gobiernos de facto disolvían a los partidos políticos, al momento de hacerse cargo del poder. Incluso se permitió que los integrantes de los distintos partidos políticos desempeñaran cargos de embajadores, gobernadores, intendentes, integrantes del poder judicial, etc. El partido peronista no gozó de esa ventaja, dado el desprestigio que habían acumulado sus dirigentes en el ejercicio del gobierno que resultó depuesto (el de Maria Estela Martínez de Perón). No obstante, muchos de sus integrantes colaboraron lealmente con nuestro gobierno, en relación con la guerra interna librada contra el terrorismo."

Muchos...pero no solo peronístas:
 
Funcionarios de la dictadura

El detalle de los intendentes con tendencia política definida en todo el país en la dictadura es el siguiente (hasta fines de 1978):

Unión Cívica Radical: 310 intendentes, 53,3%;
Justicialismo: 169 intendentes, 19,3% ;
Demócrata Progresista: 109 intendentes, 12,4% ;
Movimiento de Integración y Desarrollo, liderado por Frondizi, (MID): 94 intendentes, 10,7% ;
Fuerza Federalista Popular, liderado por Manrique: 78 intendentes, 8,9% ;
Partidos Conservadores ajenos a nucleamientos nacionales: 72 intendentes, 8,2% ;
Neoperonistas: 23 intendentes, 2,7% ;
Demócratas Cristianos: 16 intendentes, 1,8% ;
Partido Intransigente, Alende: 4 intendentes, 0,4%.”
Fuente: www.cpdhcorrientes.com.ar/civiles.htm

¿Y qué decía este siniestro personaje en su primera entrevista..?

"La Iglesia católica, ¿qué actitud tomó en aquellos momentos?

-La Iglesia cumplió con su deber, fue prudente, de tal suerte que dijo lo que le correspondía decir sin que nos creara a nosotros problemas inesperados. En más de una oportunidad se hicieron públicos documentos episcopales en donde, a juicio de la Iglesia, se condenaban algunos excesos que se podían estar cometiendo en la guerra contra la subversión, advirtiendo de que se corrigieran y se pusiera fin a esos supuestos hechos. Se puso en evidencia de que se debía concluir con esos excesos y punto, pero sin romper relaciones y sin exhibir un carácter violento, sino todo lo contrario. No rompió relaciones, sino que nos  emplazó a concluir con esos hechos.
Expresó lo que consideraba que no se estaba haciendo bien, porque podía corresponder a su terreno, pero no fue a más.
Mi relación con la Iglesia fue excelente, mantuvimos una relación muy cordial, sincera y abierta. No olvide que incluso teníamos a los capellanes castrenses asistiéndonos y nunca se rompió esta relación de colaboración y amistad.
 
¿Y con los empresarios, cómo fue esa relación?

-Los empresarios también colaboraron y cooperaron con nosotros. Incluso nuestro ministro de Economía de entonces, Alfredo Martínez de la Hoz, era un hombre conocido de la comunidad de empresarios de Argentina y había un buen entendimiento y contacto. Hubo algún roce, claro, como suele suceder, porque cada uno defiende sus intereses siempre. Pero, en general, fue una buena relación."

Fuente: CAMBIO16.es • Nº 2.094 • 20 febrero 2012

Nada nuevo, es  conocida la activa participación de la prensa.. algunos vivimos esos años y recordamos actitudes, nombres de funcionarios, otros habrán leído a Jorge Lanata, en Argentinos. Tomo II:

- "El 28 de marzo el periodista José Ignacio López "presenta en sociedad" al ministro de Economía, José Alfredo Martínez de Hoz: "No es un teórico de la economía. Abogado brillante, de asentada formación jurídica, el doctor José Alfredo Martínez de Hoz se fue acercando desde el rigor de esta disciplina intelectual a los problemas contemporáneos. El futuro ministro se ubica entre aquellos que han advertido que el hombre de negocios no puede permanecer recluido en el estrecho círculo de sus negocios, sino que debe participar crecientemente en la solución–de los problemas de la sociedad contemporánea".
- "Los encuentros "sociales" sucedieron en mayo: Videla invitó a la Casa de Gobierno a Rene Favaloro, Luis Federico Leloir, Alfredo Lanari, Julio H. Olivera y Roque Carranza, y convocó en otro encuentro a Jorge Luis Borges, Leonardo Castellani, Ernesto Sabato y al presidente de la SADE, Horacio Ratti. Sabato declaró al salir: "El general Videla me dio una excelente impresión. Se trata de un hombre culto, modesto e inteligente. Me impresionó la amplitud de criterio y la cultura del Presidente. Hubo un altísimo grado de comprensión y de respeto mutuo. Se habló de la transformación de la Argentina, partiendo de una necesaria renovación de su cultura".
En aquellos meses tanto la embajada norteamericana como el Partido Comunista argentino apoyaron a Videla. Ya antes del golpe –el 19 de diciembre de 1975– el PC dijo, en una declaración de su Comité Ejecutivo: "El Partido Comunista insiste en que sólo un gobierno cívico–militar, de amplia coalición democrática, puede ser una garantía de la continuidad institucional, del retorno a las pautas programáticas y del curso democrático y progresista que anhela la inmensa mayoría de nuestro pueblo."

Entre los objetivos y funciones de los titulares que mencionan los diferentes autores que tratan el tema de la titulación, se destacan los siguientes:
•        Anunciar y resumir la información que va en la noticia.
•        Convencer de que lo que se cuenta es interesante.
•        Evadirse de la propia información que resumen, cobrar vida propia, resultar inteligibles por sí mismos .
•        Despertar el interés del lector .
•        Expresar en contados vocablos la esencia de un contenido informativo. Ser fiel al espíritu de la nota.
•        Facilitar al lector la búsqueda y encuentro de una cuestión que le interesa.
•        Lograr que una noticia se lea y, si es posible, desde el principio hasta el final.
•        Cumplir la meta estética de hacer una edición agradable, por la agilidad y fuerza de la gramática, por el ingenio de los tituleros  o por el equilibrio entre la importancia de un suceso, la tipografía y los blancos.

Resumir, han resumido bastante, despertaron el interés y convencieron a algunos -que ya estaban convencidos ideológicamente- pero no me parece que hayan cumplido con lo de "Un buen titular debe expresar el contenido del texto a que corresponde"...

No hay comentarios:

Publicar un comentario