viernes, 28 de noviembre de 2014

NO TE INDIGNES POR PEQUEÑECES...HAY COSAS MÁS SERIAS..

Vos, que estás obligado a estar al día, pagar tus impuestos, a lo mejor leíste alguna nota denunciando que una empresa de CFK estaba "flojita de papeles", y seguramente te indignáste, ... peor todavía, si creíste que además había lavado de dinero y otros chanchullos... Te entiendo....
Después, te habrás enterado de un proyecto de un subsidio a los travéstis... y vos pensás que todos los días te levantás temprano para ir a trabajar, viajár para llegar a horario, tenés que aguantar al jefe, para que te paguen un salario miserable.. y comparás.. te da bronca... También te entiendo..
Bueno, te voy a aportar unos datos, no se te va a pasar la bronca, te vas a indignar más todavía...  pero es para que compares y pienses si no hay otras irregularidades y subsidios que también merecen ser considerados... que son celosamente silenciados...
                                               
"En 1977, Videla creó una asignación mensual vitalicia, equivalente al 70% de la remuneración de un juez nacional de primera instancia, para todos los arzobispos y obispos al cesar en sus cargos por razones de edad o de invalidez, y otra del 60% para los obispos auxiliares. Dos años despues, aumentó esa canonjía al 80% y el 70%. Sólo tres de los setenta y seis obispos no la aceptaron.
En 1980, la denominada Ley 22 162 creó una asignación mensual equivalente a la categoría 16 de la Administración Pública Nacional para los curas párrocos en zonas de frontera u otras que requirieran la promoción de su desarrollo, y el Decreto 1991 reguló el otorgamiento de pasajes para obispos, superiores de órdenes y congregaciones, sacerdotes, religiosos, laicos consagrados, catequistas y dirigentes de asociaciones y movimientos de la Iglesia. Para los viajes dentro del territorio nacional bastaría que los autorizara la Dirección Nacional de Culto; los traslados fuera del país debía decidirlos el ministro de Relaciones Exteriores y Culto.
En las últimas horas de su mandato ilegítimo, el 16 de marzo de 1981, Videla también creó una asignación mensual vitalicia para los sacerdotes que, al cumplir 65 años, no tuvieran un régimen jubilatorio. El retiro sacerdotal creado era compatible con otros ingresos, hasta cubrir tres jubilaciones mínimas. El fugaz dictador Leopoldo Galtieri extendió a los vicarios capitulares o administradores apostólicos la asignación mensual. Como de costumbre en los días finales de un gobierno, el último dictador, Reynaldo Bignone, creó una asignación para el sostenimiento de los seminaristas de todas las diócesis y órdenes religiosas, equivalente a la categoría 10 de la Administración Pública Nacional" (1)
 Pero no alcanzaban jubilaciones, pasajes...  el silencio y la complicidad de la iglesia con la dictadura se cotizaba más alto...El apoyo político de la jerarquía católica fue fundamental para el plan represivo de la dictadura, que actuó invocando los valores occidentales y cristianos, en aplicación de una doctrina de guerra contrarrevolucionaria inspirada en la teología de Santo Tomás de Aquino. El Episcopado calló aun cuando conocía en detalle los métodos criminales utilizados, incluso contra obispos y sacerdotes, y colaboró en el ocultamiento y la falsificación de los acontecimientos. Obtuvo a cambio beneficios que van más allá del sostenimiento del culto prescripto por la Constitución Nacional...
"Bienes raíces
Al concluir la reconstrucción del edificio de la Curia en Plaza de Mayo, en 1968, el Arzobispado porteño no devolvió la residencia presidencial de la calle Suipacha 1032, sobre un terreno de dos mil metros cuadrados, e  instaló allí su sede la Conferencia Episcopal. Los cardenales Raúl Primatesta y Juan Aramburu gestionaron ante Videla que la cesión precaria se convirtiera en definitiva, para construir ahí un gran salón de actos, oficinas y una entrada de vehículos. El dictador accedió a la solicitud antes de entregar el gobierno. Hoy el Episcopado explota allí una playa de estacionamiento y un moderno hotel.


El interventor militar en la Municipalidad de Buenos Aires, brigadier Osvaldo Cacciatore, había cedido al Arzobispado de Buenos Aires el uso de la  que formó parte de la Facultad de Letras de la Universidad de Buenos Aires y fue demolida para sacar del centro de la ciudad a miles de alumnos que estaban entre los más dispuestos a movilizarse por cuestiones políticas. Cacciatore también cedió al Arzobispado una docena de terrenos muy valiosos para que construyera "instalaciones propias del culto, viviendas de sus ministros y personal auxiliar, educación y actividades culturales, sociales y deportivas" .....

El colegio Sacratísimo Corazón de Jesús solicitó la exención del pago de sus servicios. La empresa estatal de agua y saneamiento le reclamó que presentara su balance aprobado por la Inspección General de Justicia. El Arzobispado consiguió que Videla y Martínez de Hoz firmaran un decreto que eximió del pago de los servicios sanitarios no sólo a los edificios religiosos consagrados al culto sino también a todos sus "anexos o sectores independientes". (1)
Imagino que el mantenimiento del culto, los subsidios a las escuelas privadas ya lo conocés y no hace falta que te lo recuerde... así no te amargás más...

(1) Horacio Verbistky; El precio de la bendición episcopal, en Cuentas Pendientes

No hay comentarios:

Publicar un comentario